SEPAR ADVIERTE QUE LOS DISPOSITIVOS IQOS PARA CALENTAR EL TABACO TAMBIÉN CONTIENEN SUSTANCIAS TÓXICAS Y QUE CAUSAN CÁNCER

Fecha Noticia: 
Martes, Enero 2, 2018
contenido: 

SEPAR ADVIERTE QUE LOS DISPOSITIVOS IQOS PARA CALENTAR EL TABACO TAMBIÉN CONTIENEN SUSTANCIAS TÓXICAS Y QUE CAUSAN CÁNCER

  • El humo de estos dispositivos tiene el 84% de la nicotina encontrada en los cigarrillos convencionales, así como sustancias tóxicas y cancerígenas
  • Es suficientemente tóxico para dañar la salud tanto de los fumadores activos como de los fumadores pasivos y no sirven para dejar de fumar
  • Los cigarrillos electrónicos no son inocuos ni para los fumadores activos ni para los pasivos, no sirven para dejar de fumar ni ayudan a consumir menos cigarrillos

El dispositivo IQOS (I Quit Ordinary Smoking), iniciales en inglés de “dejo el tabaco habitual”, es un dispositivo desarrollado y recientemente lanzado al mercado por la compañía tabaquera Philip Norris, que funciona calentando el tabaco pero sin quemarlo. El tabaco se calienta a temperaturas que llegan a 350-400 grados, pero sin llegar a las temperaturas por encima de 1000 grados que se alcanzan cuando el tabaco se quema, como ocurre en el caso de los cigarrillos normales. De esta forma, no se produce pirólisis -o cambios irreversibles de la composición química del tabaco debido al calentamiento a altas temperaturas- y, en consecuencia, el humo que se libera es portador de un menor número de sustancias tóxicas para el fumador. Aun así, la Sociedad Española de Cirugía Torácica y Neumología (SEPAR) advierte de que estudios recientes demuestran que el IQOS no evita la presencia de sustancias tóxicas que son nocivas para el organismo del fumador.